Nuestros viñedos

En cuesta, para aprovechar la insolación

El Txakoli de Bizkaia-Bizkaiko Txakolina se caracteriza por las propias peculiaridades del Territorio. Su cultivo en explotaciones de media ladera, resguardadas de los vientos del norte y buscando la máxima insolación, con una altitud media de 50 a 200 m. sobre el nivel del mar, generalmente pequeñas y difíciles de mecanizar, hacen de él un producto elaborado como mimo y cuidado y con una calidad diferencial.

cuesta

Condiciones agroclimáticas

Temperaturas templadas en verano gracias al mar

Las temperaturas templadas en verano gracias al efecto regulador del mar, que favorecen una lenta maduración.

Pluviometría entre 1000-1300 mm

La pluviometría ronda entre 1.000 – 1.300 mm., con lluvias más abundantes en invierno, primavera y parte del otoño.

Forma de cultivo en espaldera

La forma de cultivo habitual es el de espaldera, con marcos de plantación que oscilan entre 3 x 1,5 m. y 2,5 x 1,10 m.

Suelos de poca profundidad

Los suelos son variados, siendo en general de poca profundidad, ligeramente ácidos y de textura franco arcillosa, sobre roca caliza y margas, ligeramente ácidos…

Clima atlántico

El clima es de tipo atlántico, húmedo y templado. Aunque se trata de una zona con una menor luminosidad a causa de las nubes y la condensación, el viñedo recibe una mayor insolación gracias a encontrarse en parcelas con una especial orientación.

Vientos del sur

Al inicio del otoño, las primeras borrascas atlánticas se acercan a la península ibérica, generando vientos de componente suroeste. Húmedos y templados, conocidos como vientos ábregos. En la vertiente cantábrica norte, estos vientos generan un clima seco y cálido por efecto del efecto Föehn, generando las condiciones ideales para conseguir una maduración idónea, previa a la vendimia.

diputacion-bizkaia-foru-aldundia
mybilbaobizkaia-hover
euskadi-basque-country